Pioneros para compartir energía y solidaridad – Diario de Sevilla

Los vecinos han compartido cosas desde siempre. Que si un poco de sal, que si la cebolla… Hasta el cuidado de los hijos fue solidario entre vecinos en otro tiempo. Ahora se comparten otras cosas. Desde luego, comparten edificio, y también intereses: la cuota de comunidad, los problemas del barrio o del pueblo, la limpieza de su calle o, como todos, comparten su preocupación por el recibo de la luz. Los vecinos de antes se repartían la comida y hoy se dividen la energía. La que ellos mismos producen. Es cierto que el autoconsumo eléctrico está todavía prácticamente en pañales en España, pero cada vez se extiende más, y cada vez con más fuerza, como una forma económica y ecológica de consumir electricidad. Las placas solares llegan a los tejados poco a poco, pero de manera imparable. Y Acciona.org ha ido un paso más allá incluyendo un elemento más en la ecuación: la pobreza energética. La idea es potenciar los beneficios del autoconsumo compartido con un componente solidario, ayudando a una población con problemas para pagar su factura de la luz, una iniciativa completamente pionera en España que se está desarrollando en San Juan del Puerto (Huelva) y que, a falta de unos pocos trámites, ya es una realidad.

Universalizando los servicios básicos

La fundación corporativa de Acciona nació con la misión contribuir a la universalización de servicios e infraestructuras básicas vinculados con las actividades de la Compañía (acceso a energía, agua y saneamiento) y en ello se ha empleado desde 2008, dando acceso a estos servicios básicos a unas 68.000 personas en comunidades rurales aisladas de Perú, Panamá, México, Chile o Etiopía que carecían de posibilidades de acceder a estos servicios de manera estable en el corto plazo. Acciona.org ha sido capaz de aglutinar a todos los actores públicos, privados y de la sociedad civil, nacionales e internacionales, además de la población beneciaria (fundamental para el éxito de sus proyectos) y compartir con ellos sus objetivos, hacerlos comunes y ponerlos en marcha con éxito en todos esos países. Y ahora ha conseguido hacerlo también en España.



San Juan del Puerto es el primer ‘campo de pruebas’, una actuación que consiste básicamente en la instalación de una planta fotovoltaica para autoconsumo colectivo destinada a combatir la pobreza energética de 43 hogares de la localidad (conseguirá reducir al menos un 20% su factura mensual). La instalación, ya terminada, consta de una planta fotovoltaica de aproximadamente 100kW de potencia pico, situada sobre la cubierta del pabellón municipal de deportes. La mitad de la producción se destinará al suministro de instalaciones y servicios municipales (lo que redundará en la reducción de la huella de carbono del Ayuntamiento) y la otra mitad a las familias beneficiarias, que han sido seleccionadas mediante un largo proceso en el que Acciona.org y el Ayuntamiento de San Juan del Puerto han llevado a cabo un intenso trabajo de información a los vecinos de la zona de influencia de la planta fotovoltaica (en un perímetro de 500 metros, como determina la legislación). Victoria Rodríguez, concejal de Atención Ciudadana, ha mostrado su satisfacción por el hecho de que el trabajo tan intenso, primero de información y después de selección (nada menos que un centenar de familias quisieron participar) haya dado al fin sus frutos: “desde el Ayuntamiento”, explica “estamos muy contentos y esperamos que en tan solo unos meses puedan ver los resultados en el ahorro de su factura de la luz”. También el concejal de Innovación, Transición Ecológica y Desarrollo Sostenible, Tomás Domínguez, ha valorado positivamente el proyecto, que “hoy una realidad en nuestro pueblo” y que se ha llevado a cabo “a la par entre el consistorio y la propia fundación de Acciona” situando la localidad onubense en un ejemplo de innovación social.

Es cierto que no ha sido fácil. Una regulación reciente, para un proyecto del que no existían precedentes, no ha dejado de ser “todo un reto”, como explica José Gabriel Martín, director general de Acciona.org. La idea es sencilla, claro, pero no tanto su ejecución: “Colocamos una pequeña instalación fotovoltaica en la cubierta de un edificio municipal, usamos esa energía en el suministro del propio ayuntamiento y ayudamos a un importante grupo de familias, de hogares que de esta forma pueden pagar mucho menos en su recibo de la luz porque parte de su consumo procede de esa instalación”. Afortunadamente, dice Martín, lo han puesto en marcha en San Juan del Puerto. “Es una suerte poder trabajar con un Ayuntamiento que estuviera tan concienciado y alineado con los valores de Acciona. Nos ha facilitado mucho las cosas una administración tan sensibilizada y que conoce tan bien las necesidades de sus vecinos”.

En cualquier caso, la experiencia ya está ganada, y también la certeza de que el proyecto es “replicable en cualquier municipio que tenga voluntad” de hacerlo. Ese será el futuro más inmediato de Acciona.org en España: aprovechar el conocimiento adquirido en Huelva para llevarlo a cualquier parte del país. Ya hay, de hecho, municipios que están interesados y solo es cuestión de ponerse manos a la obra. De colaborar y compartir el aprendizaje, las ideas y las inquietudes. Lo que se tiene, para echar una mano a los demás. Como se ha hecho siempre entre los buenos vecinos.

Daniel

Apasionado de la energía solar como medio para que tanto viviendas particulares como empresas sean capaces de rotar a una energía más limpia y a la vez más barata.

Reciente